Header image
   
  
 
 
 
 
 
 
 
Novedades

Porsche 911
Reafirmando su vigencia

click en la foto para ampliar
Sin perder identidad, se refrescan las formas del Porsche 911.

Como parte de las actividades de Porsche en el Salón de Los Ángeles, se presentó la octava generación del Porsche 911, que según lo dicho por Oliver Blume, Presidente del Consejo Directivo de Porsche AG. “La octava generación del 911 es aún más potente, emocional y eficiente que la anterior y, además, viene con una oferta completa de características digitales. Pero, por encima de todas las innovaciones, el 911 sigue siendo lo que siempre fue: un deportivo puro y el corazón de Porsche, nuestro ícono”. Con un aspecto mucho más musculoso y un interior en el que destaca la pantalla táctil de 10,9 pulgadas, el nuevo 911 incluye un chasis con controles inteligentes e innovadores sistemas de asistencia combina el extraordinario dinamismo que ha dado fama a este deportivo clásico de motor trasero con las demandas del mundo digital. La nueva generación de motores boxer (cilindros horizontales opuestos) turbo de seis cilindros ha evolucionado y es ahora más potente que nunca, con 450 CV / 331 kW en las versiones S. Además de cumplir con la última normativa sobre emisiones por medio de un filtro de partículas de gasolina, el foco principal de su avanzado desarrollo se ha puesto en mejorar el rendimiento. Nuevos turbocompresores, más grandes, de diseño simétrico y con válvulas de descarga controladas eléctricamente; un reajuste completo del sistema de refrigeración del aire de admisión y el uso de inyectores piezoeléctricos, que son empleados por primera vez, se combinan para lograr mejoras en todas las áreas relevantes del motor.

click en la foto para ampliar
Además de la línea, se reformuló el motor boxer de seis cilindros.

Entonces, se mejoraron la respuesta, la potencia, las características de par, la resistencia y la capacidad de subir de revoluciones. Además de aumentar la potencia en 30 CV / 22 kW, para llegar a los 450 CV antes referidos. La eficiencia en la conducción ha incrementado gracias a un proceso de inyección mejorado y a un nuevo diseño de los turbocompresores y del sistema de refrigeración del aire de sobrealimentación. La potencia se entrega a través de la transmisión de doble embrague (PDK) y ocho marchas de nuevo desarrollo. Otros elementos destacados son los nuevos sistemas de asistencia, entre ellos el modo Porsche Wet para conducir de forma más segura en carreteras mojadas, el Asistente de Visión Nocturna con cámara de imagen térmica, así como una completa conectividad que utiliza un tipo de inteligencia artificial conocido como inteligencia de enjambre. El interior se destaca por sus líneas rectas y bien definidas, así como por los instrumentos incrustados que definen el tablero. También aquí la inspiración viene de los 911 de la década de los setenta. Como ocurría en el 911 original, el nuevo tablero de instrumentos cubre todo el ancho. Junto al tacómetro central, hay dos finas pantallas sin marco que proporcionan información al conductor. Ahora, la pantalla central de 10,9 pulgadas del Porsche Communication Management (PCM) puede ser manejada rápidamente y sin provocar distracciones. Por debajo, un panel de control compuesto por cinco botones con el aspecto clásico de los interruptores de palanca crea la transición hacia la consola central con panel táctil.

click en la foto para ampliar
Las mejoras también pasaron por el habitáculo del auto alemán.

Los asientos también fueron modificados en profundidad. El nuevo diseño reduce el peso del vehículo en unos tres kilos, mientras que su adaptada geometría ofrece un apoyo lateral bastante mejorado a la altura de los hombros. Aunque el asiento va colocado cinco milímetros más bajo y tiene un acolchado de la banqueta muy fino, se gana en confort general. Como primicia mundial, Porsche ha desarrollado un modo Wet que se monta de serie. Esta función detecta el agua del asfalto, adapta los sistemas de control a esas condiciones y alerta al conductor. Éste puede poner a punto el vehículo haciendo énfasis en la seguridad con sólo pulsar un botón o utilizando el selector de modos del volante (si lleva el paquete Sport Chrono). El sistema de aviso y asistencia de frenado basado en la información de una cámara, que también es de serie, detecta el riesgo de colisión con objetos en movimiento e inicia una frenada de emergencia si es necesario. El Asistente de Visión Nocturna con cámara de imagen térmica es una opción que está disponible por primera vez en el 911. El control de crucero adaptativo, también opcional, incluye el control de distancia automático, la función de parada y arranque, la protección para ocupantes y una innovadora función autónoma de Asistente de Emergencia. El nuevo 911 estará llegando a América Latina y el Caribe en el segundo semestre de 2019.

Ver video del Porsche 911>