Header image
   
  
 
 
 
 
 
 
 
Novedades

Audi PB18 e-tron
Como de local

click en la foto para ampliar
Mínimos voladizos, formas sólidas y bien pegado al piso se ve al PB18 e-tron.

La Pebble Beach Automotive Week en Monterey, California, registró el primer debut para Audi de un prototipo allí. Se trata del Audi PB18 e-tron, que resulta una visión radical para el automóvil deportivo de alto rendimiento del futuro. Amplio y plano, visiblemente inspirado por el túnel de viento y las pistas, su concepto y sus líneas se crearon en el nuevo estudio de diseño de Audi en Malibu, California. El concepto técnico del PB18 e-tron capitaliza los años que Audi ha ganado en Le Mans y el Campeonato Mundial FIA de Resistencia. Los expertos de Audi Sport GmbH, la filial de alto rendimiento de Audi, fueron los responsables de la mecánica. El nombre abreviado PB18 e-tron se refiere tanto a Pebble Beach para el prototipo de LMP1 Audi R18 e-tron. A primera vista, el Audi PB18 e-tron muestra su parentesco con otro concept car espectacular de la marca, el Audi Aicon de 2017. Esto es válido no solo para elementos de diseño característicos como las ventanas laterales que se inclinan hacia adentro y hacia abajo. los arcos de rueda extremadamente extendidos. Los dos concept cars de 2017 y 2018 también comparten su propulsión eléctrica con batería de estado sólido. Las aplicaciones los diferencian. Mientras que el Aicon fue diseñado como un vehículo de lujo completamente automatizado, un jet de negocios para las rutas, los creadores del PB18 e-tron lo diseñaron como una máquina de conducción radical para el circuito y la carretera. La dinámica y la emoción encabezan su lista de especificaciones. La codificación interna para el proyecto del showcar fue "Level Zero", para diferenciarlo de códigos de SAE para los niveles 3, 4 y 5 que indican cuánto de conducción autónoma puede tener un vehículo. En el Audi PB18 e-tron, el conductor es el que dirige y pisa el acelerador o el pedal del freno.

click en la foto para ampliar
Tiene tres motores eléctricos, y tracción quattro. Su autonomía llega a 500 km.

Por lo tanto, no hay sistemas complejos para la conducción pilotada a bordo y no hay características de comodidad para agregar peso. Según el jefe del Audi Design Loft en Malibú, donde nació el Audi PB18 e-tron, Gael Buzyn, "Queremos ofrecer al conductor una experiencia que de otro modo estaría disponible solo en un automóvil de carreras como el Audi R18. Es por eso que desarrollamos el interior alrededor de la posición ideal del conductor en el centro. Sin embargo, nuestro objetivo era dar al PB18 e-tron un alto grado de usabilidad diaria, no solo para el conductor, sino también para un posible pasajero ". En tal caso, el puesto de manejo se desliza hacia la posición lateral, desde donde se puede conducir el PB18 e-tron a diario como un vehículo convencional, y hay espacio para un pasajero. Se puede acceder a un asiento adicional en el otro lado, integrado bajo sobre el suelo y equipado con un cinturón de seguridad de tres puntos. El conductor también se beneficia al entrar y salir de la posición exterior fácilmente accesible del monocasco, que se puede mover cuando la puerta se abre, hacia el alféizar. Pero cuando el conductor viaja solo, en carretera o en un circuito, el puesto de conducción y los mandos se corren a la posición central, como si se tratara un monoplaza de competición. El Audi PB18 e-tron sigue la arquitectura tradicional de un automóvil deportivo de motor central con una cabina que está colocada muy hacia adelante. El centro de gravedad del automóvil se encuentra detrás de los asientos y delante del eje trasero, lo que beneficia la dinámica de conducción. Una mezcla de compuestos de aluminio, carbono y materiales múltiples asegura que el cuerpo del Audi PB18 e-tron tenga un peso básico bajo. Además, gracias a la innovadora y comparativamente ligera batería de estado sólido, se puede especular con un peso total de menos de 1.550 kg. El PB18 e-tron tiene 4.53 metros de largo, 2 metros de ancho y solo 1.15 metros de alto. La distancia entre ejes es de 2,70 metros y los voladizos son compactos, mientras que el baúl dispone de 470 litros, valor nada despreciable tratándose de un deportivo.

click en la foto para ampliar
Puede llevar a dos pasajeros, pero la plaza del conductor se desplaza a la posición central.

Una banda roja plana de luces se extiende a lo largo de todo el ancho de la parte trasera y subraya la orientación horizontal de la carrocería del vehículo. La salida de aire del difusor trasero ha sido elevada, otra característica funcional tomada del automovilismo. El difusor se puede mover hacia abajo mecánicamente para aumentar la carga aerodinámica. El alerón trasero, que normalmente está fijo, puede extenderse hacia atrás con el mismo objetivo. Las grandes llantas de 22 pulgadas, cada una con ocho rayos de diseño asimétrico recuerdan las entradas de la turbina, junto con las entradas y salidas de aire de los pasos de rueda, su rotación asegura un excelente suministro de aire a los grandes discos de freno de carbono. El frente está dominado por la familiar forma hexagonal de la rejilla Singleframe, con un corte enfáticamente ancho y horizontal. El logotipo de la marca se coloca arriba en la parte delantera del capó, en el estilo típico de deportivos de la marca. Las grandes entradas de aire a la izquierda y derecha del Singleframe suministran el aire de refrigeración necesario a los frenos y al motor eléctrico delantero. Las unidades de luz amplia y plana con tecnología de matriz digital integrada y faros de luz de carretera láser completan la cara del PB18 e-tron. El faro láser de haz luminoso con su enorme alcance es un ejemplo de la transferencia de conocimientos del automovilismo: esta tecnología hizo su debut en el coche de carreras Le Mans R18, donde la máxima potencia de luz a velocidades superiores a 300 km/h ofrecía una ventaja de seguridad crucial por la noche. Este prototipo utiliza tres potentes motores eléctricos: uno por delante y dos por detrás. Los últimos se encuentran ubicados centralmente, cada uno conduciendo directamente una rueda por medio de semiejes. Ofrecen una potencia de salida de hasta 150 kW en el eje delantero y 350 kW en la parte trasera; el Audi PB18 e-tron es un verdadero quattro, por supuesto. La potencia máxima es de 500 kW, aunque temporalmente el conductor puede disponer de hasta 570 kW.

click en la foto para ampliar
Alerón trasero que surge cuando se requiere mayor apoyo aerodinámico.

El par combinado de hasta 830 newton metros permite la aceleración de 0 a 100 km/h en poco más de 2 segundos, un registro cercano al de un prototipo LMP1 actual. En el tráfico normal, el conductor puede limitar la velocidad máxima para extender la autonomía. Durante la conducción, el Audi PB18 e-tron recupera grandes cantidades de energía: hasta el frenado moderado, los motores eléctricos son los únicos responsables de desacelerar el vehículo. Los frenos hidráulicos solo entran en juego para un frenado fuerte. El concepto de motores eléctricos separados en el eje trasero ofrece grandes ventajas cuando se trata de manejo deportivo. El Torque Control Manager, que funciona junto con el Control electrónico de estabilización (ESC), distribuye activamente la potencia a las ruedas de los ejes delantero y trasero según sea necesario. Este control de par proporciona máxima dinámica y estabilidad. La batería de estado sólido refrigerada por líquido tiene una capacidad de energía de 95 kWh. Una carga completa proporciona una autonomía de más de 500 kilómetros. El Audi PB18 e-tron ya está diseñado para cargar con una tensión de 800 voltios. Esto significa que la batería se puede recargar completamente en aproximadamente 15 minutos. El Audi PB18 e-tron también se puede cargar sin cables a través de inducción con Audi Wireless Charging (AWC). Esto se hace colocando una almohadilla de carga con bobina integral en el piso donde se va a estacionar el automóvil y conectándolo a la fuente de alimentación. Las ruedas miden 22 pulgadas de diámetro y están equipadas con neumáticos 275/35 en la parte delantera y 315/30 en la parte posterior. Los grandes discos de freno de carbono con un diámetro de 19 pulgadas, junto con el freno eléctrico, desaceleran de manera segura y constante el Audi PB18 e-tron, incluso en condiciones difíciles de carrera.

Ver video del Audi PB18 e-tron>