Header image
   
  
 
 
 
 
 
 
 
Novedades

Citroën Berlingo Van, Peugeot Partner y Opel / Vauxhall Combo
Y uno para todos

click en la foto para ampliar
Citroën comercializará su versión como Berlingo Van.

Tras la actualización de los vehículos de pasajeros ya cumplidos, Citroën y Peugeot van camino en la puesta al día de sus utilitarios livianos del segmento B, los reconocidos Berlingo Van y Partner, aprovechando la ocasión para sumar al Opel / Vauxhall Combo, que será otro de los vehículos de las marcas germano-británica en basarse en autos del grupo francés. La plataforma EMP2 y muchos elementos serán comunes a los tres, pero a cada marca se le dará una “sazón” particular para hacerla individual. En el caso de las automotrices francesas, esta será la tercera generación de sus respectivos modelos, mientras que para Opel y Vauxhall será la quinta del Combo, cuya primera generación se basó en el Kadett, la segunda y la tercera en el Corsa, y la última es fruto de un desarrollo conjunto con Fiat. El Berlingo, aparecido originalmente en 1996 y del cual se han producido más de 1,5 millones de unidades, su versión laboral se bautizó como Berlingo Van. Estará disponible en dos largos, y dos versiones, Worker y Driver, según el uso que se le aplique. Se proponen dos largos, 4,40 y 4,75 m, es capaz de llevar hasta dos europallets en su interior ya en el primero, las distancias entreejes son 2,78 y 2,97 m, con volúmenes de carga de 3,30 a 3,80 m3 según la versión con el furgón más corto, o 3.90 a 4,40 m3 en la más larga. La capacidad de carga va de 650 a 1.000 kg. Estas características resultan comunes a los tres modelos.

click en la foto para ampliar
Características semejantes al resto para el Opel / Vauxhall Combo.

El habitáculo ofrece configuraciones de tres asientos en una sola hilera o cinco en dos, y se puede optar por dos, una o ninguna puerta lateral corrediza. Atrás, hay portones 60/40 (el más chico a la derecha), que se abren hasta 180º. También se incluye una alerta para sobrecargas, que a través de LED indica una carga excesiva cuando se activa la ignición. Se incluye el dispositivo Surround Rear Vision, para controlar a través de dos cámaras, el entorno del vehículo. Una de ellas, en la base del retrovisor del pasajero, y otro en la parte superior de los paneles de las puertas traseras brindan una visión del lado de pasajeros, para no dejar puntos ciegos, y una vista posterior, para facilitar maniobras en todo lugar. Las imágenes se proyectan en una pantalla de 5 pulgadas que reemplaza al retrovisor interno. En cuanto a la tecnología, por ejemplo, es comparable a la de un Peugeot 308. Por caso, dispone de freno de estacionamiento eléctrico, control de velocidad crucero adaptativo, sistema de reconocimiento de señales de tránsito, asistente al desvío de carril, aviso de atención del conductor, Active Safety Brake, estabilizador de remolque, luz alta automática, alerta del punto ciego, y bloqueo y desbloqueo de puertas y arranque “manos libres”. Los motores que se ofrecen son nafteros y diesel. Los dos primeros, de 1.2 litros y con filtros de partículas para nafta, son los PureTech 110 CV con S&S (start stop) y caja manual de seis marchas, y el PureTech 130 CV S&S con caja automática de ocho marchas, disponible recién en 2019.

click en la foto para ampliar
Peugeot conserva el apelativo Partner para su furgón compacto.

Los diesel son los BlueHDi 75 CV, con caja manual de cinco marchas, al igual que los BlueHDi 100 CV S&S (el Berlingo tiene una versión sin S&S), y el BlueHDi 130 CV S&S con caja manual de seis marchas o automática de 8 relaciones EAT8. También se incluye en las versiones más encumbradas el Grip Control, llamado Intelligrip para los anglogermanos, que en Los diesel tienen filtro de partículas FAP y sistema de reducción catalítica selectiva SCR para reducir emisiones de gases contaminantes, sin necesidad de aditivo alguno. No se especificó mecánica para los Combo aún. En el Partner se destaca la adopción del i-Cockpit de cuarta generación, cuyo concepto conociéramos con el 208, y que halla la primera aplicación profesional. Además de la singular disposición del tablero encima del volante (de doble D, que mejora el grip y la maniobrabilidad, haciendo más descansado el uso continuo), se suma un Head-Up Display para que el conductor disponga de la información básica sin quitar los ojos del camino. Y una pantalla capacitiva de 8 pulgadas deje a la mano el acceso a funciones clave, como navegación, ajustes del vehículo, teléfono y más. También se incluye en todos los modelos el Mirror Link, con posibilidad de utilizar Android Auto o Apple Car Player. Las ventas del Berlingo comenzarán a fin de año, al igual que la puesta en el mercado del Partner, mientras que el Combo será presentado en septiembre en el Salón de Vehículos Utilitarios de Hannover, momento en el que comenzarán las reservas y se podrán saber más datos de su mecánica.

Ver galería de los Citroën Berlingo Van, Peugeot Partner y Opel / Vauxhall Combo>

Ver video del Citroën Berlingo Van>

 

Ver video del Peugeot Partner>