Header image
   
  
 
 
 
 
 
 
 
Novedades

Aston Martin Walkyrie AMR Pro
Se puede ir más allá

click en la foto para ampliar
Mejoras aerodinámicas y reducción de peso para el hipercar Aston Martin Walkyrie AMR Pro.

Está elaborándose el Aston Martin Valkyrie AMR Pro, una extraordinaria evolución exclusiva de la pista del Aston Martin más extremo de la historia. La labor se lleva a cabo en paralelo con la concepción del automóvil de carretera, pero en este caso se han liberado de las limitaciones y consideraciones del uso urbano. La creación de Adrian Newey, el diseñador de Fórmula Uno más exitoso de todos los tiempos, y producto de la colaboración única entre Aston Martin, Red Bull Advanced Technologies y el socio del proyecto AF Racing, tendrá apenas 25 de esta versión extrema, todas estarán a la venta, y se esperan las primeras entregas para 2020. Todos los autos se venderán. Los cambios más obvios se han realizado en el exterior. Todas las superficies aerodinámicas se han revisado en la búsqueda de una carga aerodinámica mayor, junto con parámetros del control aerodinámico activo revisados y adaptados a las demandas de conducción de la pista. El motor V6 de Cosworth de 6,5 litros y con aspiración natural desarrolla más potencia y par. Las cifras exactas se publicarán a su debido tiempo, y la mejora surge de una importante recalibración del motor y la modificación de los sistemas de control de emisiones del automóvil. La salida del Sistema de Recuperación de Energía Rimac permanece sin cambios, pero sus sistemas de control serán reprogramados. Las llantas son de un diámetro más pequeño que el vehículo de carretera (18 adelante y atrás) para facilitar el montaje de los neumáticos de competición Michelin, que están fabricados con las mismas especificaciones que los utilizados por los vehículos LMP1 en el Campeonato Mundial FIA de Resistencia. El AMR Pro también cuenta con frenos de carbono-carbono inspirados en la Fórmula 1, ya que sus características de rendimiento se adaptan perfectamente a los extremos del uso de la pista.

click en la foto para ampliar
Sólo podrá circular en pistas, y su rendimiento será comparable a los de un F.1 o un prototipo de Endurance.

También se aprovechó la oportunidad para ahorrar más peso aún, mediante la eliminación de elementos como el ventilador calefactor y las pantallas de infotainment. Se aplica además un parabrisas y ventanillas de policarbonato (con desempañadores), una construcción más liviana de la carrocería de fibra de carbono, nuevos montantes de suspensión y brazos oscilantes de fibra de carbono, más asientos de carrera moldeados en lugar de los artículos ajustables de automóviles de carretera. El sistema de escape del AMR Pro también será más ligero que el que se ajusta al automóvil de carretera debido a los requisitos mínimos de rumorosidad. Así, llegará a una velocidad máxima del orden de los 400 km/h, 3,3 g de fuerza lateral en curva, y más de 3,5 g de desaceleración en el frenado. De acuerdo con la simulación de Red Bull Technology, el Aston Martin Valkyrie AMR Pro será capaz de lograr tiempos por vuelta comparables con los de un automóvil actual de F.1 o LMP1. Dadas las condiciones del automóvil, los clientes de Valkyrie AMR Pro se beneficiarán de un programa de manejo intensivo y completo. Adaptados a su experiencia individual y niveles de habilidad, los propietarios tendrán acceso a las mismas instalaciones que los pilotos de F.1 del Aston Martin Red Bull Racing. Esto incluye tiempo en el simulador y asistencia profesional en la pista, además de programas para mejorar su condición física. Luego estarán listos para disfrutar de sus coches al máximo con una serie de eventos especiales que se llevarán a cabo en algunas de las pistas de carreras más prestigiosas del mundo.