Header image
   
  
 
 
 
 
   
Noticias

Opel Combo
Cambio de raíz

click en la foto para ampliar
Los distintos modelos de la gama Combo de Opel.

En unos días más, en el Salón de Vehículos Comerciales de Hannover, Opel presentará una nueva familia para el Opel Combo. La quinta generación del utilitario ya se aleja definitivamente de su génesis como derivación del Corsa, y con la marca en el seno de Groupe PSA aprovecha la sinergia y surge como “rebranding” del Citroën Berlingo / Peugeot Partner de nueva generación. Todos los modelos son sumamente flexibles y brindan mucho espacio y gran confort, además de una gran cantidad de sistemas de asistencia avanzada sin igual en este segmento, tal como sus congéneres franceses. "Hemos jugado un papel modesto en los vehículos para actividades de ocio y el segmento LCV-B durante demasiado tiempo", precisó el gerente senior de Opel, Vehículos Comerciales Ligeros, Tobias Stöver. "Eso cambiará con el Combo de nueva generación, que es el socio ideal para los negocios, el placer y el uso diario. Gracias a sus tecnologías avanzadas, amplitud y comodidad, así como a su alta flexibilidad, el nuevo Combo atraerá a numerosos tipos de clientes, tanto familias como profesionales".

click en la foto para ampliar
El Panel van puede cargar hasta dos Europallets.

El Opel Combo Life tendrá como estándar de largo 4,40 m, y por primera vez tendrá el XL con un largo de 4,75 m. El Combo Life está disponible en cinco o siete plazas con espacio para hasta 2.693 litros de equipaje. La versión LCV celebra su estreno mundial en el Salón con un largo de 4.75 m, y variante de panel van. Esta última ofrece espacio para dos Europallets y, según la versión, hasta 4,4 m3 de espacio de carga. La carga máxima es de 1.000 kg. Como el Combo se ha desarrollado según los estándares de los automóviles de pasajeros, ofrece el más alto nivel de tecnología en el segmento, tanto para vehículo de ocio como para LCV. El oferta abarca desde el control de crucero automático hasta la alerta de colisión frontal con frenado de emergencia automático, la alerta de somnolencia del conductor, la alerta de punto ciego lateral y Head-Up Display, por nombrar solo algunos. Además, el sistema de control de tracción adaptativo IntelliGrip (el nombre del Grip Control para los vehículos de Opel y Vauxhall) con cinco modos asegura que el Combo siempre tiene un agarre firme, independientemente de si el conductor quiere ir fuera de la carretera o debe lidiar con superficies fangosas, arenosas o incluso con nieve en sitios de construcción.

click en la foto para ampliar
También hay una versión XL, con un largo de 4,75 m.

El nuevo Flank Guard basado en sensores protege al Combo de arañazos o abolladuras irritantes y costosas de reparar. La cámara de visión trasera opcional para Combo Cargo mejora aún más la visibilidad hacia atrás. Otra cámara en el espejo del lado del pasajero reduce el riesgo de objetos invisibles en el punto ciego, lo que es importante al realizar giros. El nuevo Combo también ofrece una gran comodidad, con asientos delanteros y volante con calefacción, incluso en la versión LCV. El climatizador de doble zona opcional crea un interior fresco en los días calurosos. Los ocupantes de Combo Life y Combo Cargo están bien conectados, gracias a los últimos sistemas de infoentretenimiento con pantalla táctil a color de ocho pulgadas, así como compatibilidad con Apple CarPlay y Android Auto. Bajo el capot, los clientes pueden elegir entre una gama de motores turbo altamente eficientes, todos los cuales cumplen con el estándar de emisiones Euro 6d-TEMP. En la cima está el diésel de 1.5 litros y 130 CV / 96 kW disponible por primera vez en el Combo, con una caja de cambios automática de ocho velocidades.