Header image
   
  
 
 
 
 
 
 
 
Noticias

Porsche Classic y el 911 Turbo
Dos décadas después

click en la foto para ampliar
Un 911 Turbo que será muy requerido por coleccionistas.

Porsche Classic produjo un vehículo que se convirtió instantáneamente en un objeto muy deseable por los coleccionistas: el último 911 Turbo con un motor refrigerado por aire, y 20 años después de haber finalizado la producción en serie de este tipo de autos. El diseño del 911 Turbo modelo 993 está basado en una carrocería original, y la apariencia del vehículo es tan única como su historia: pintado en Golden Yellow Metallic, hace referencia al 911 Turbo S Exclusive Series presentado el año pasado. Las llantas negras están resaltados con acentos de diseño también en Golden Yellow, mientras que los asientos y el tapizado interior están terminados en negro con detalles en el mismo color amarillo. La carrocería cuenta con las características tomas de aire laterales del Turbo S modelo 993, que también estaban disponibles de manera opcional para el 911 Turbo regular en 1998. Con sus 450 caballos de potencia, el clásico deportivo hará su estreno mundial en la sexta edición de Rennsport Reunion, el encuentro de los fanáticos de Porsche que esta vez será llevado a cabo en Laguna Seca, Estados Unidos, el 27 de septiembre de 2018.

click en la foto para ampliar
Porsche Classic construyó esta unidad.

El auto de colección, cuyo uso está limitado a las pistas privadas, será subastado por RM Sotheby's en el Porsche Experience Center de Atlanta el 27 de octubre de este año. Los ingresos serán donados a la Fundación Ferry Porsche, una organización sin fines de lucro establecida este año para conmemorar los 70 años de autos deportivos Porsche. Project Gold representa la contribución de Porsche Classic a las celebraciones de las siete décadas de vida de la marca. Con este aniversario en mente y el lanzamiento del Taycan –el primer deportivo Porsche puramente eléctrico–, a los expertos de Porsche Classic se le ocurrió la idea de fabricar un vehículo completamente nuevo basado en una carrocería genuina tipo 993 existente. Los expertos tuvieron a su disposición una selección de más de 6.500 piezas genuinas que Porsche Classic ofrece exclusivamente para los modelos 993. La división Classic actualmente cuenta con cerca de 52.000 piezas, las cuales pueden ser adquiridas a través de los Porsche Classic Partners y los Porsche Centers de todo el mundo para reparar y restaurar automóviles clásicos de Porsche. La construcción de este vehículo único tomó aproximadamente un año y medio.

click en la foto para ampliar
Requirió más de un año el ensamblado de este "Project Gold".

La carrocería fue sometida por primera vez al proceso de protección y pintura contra la corrosión aplicado a los vehículos de producción en serie de la actualidad. El artículo de colección fue ensamblado y puesto a punto por los especialistas Porsche Classic del taller de restauración de Stuttgart. Gracias a la instalación de un nuevo motor boxer de 3.600 cm3 que entrega 450 CV, el vehículo ofrece el mismo rendimiento que tenía cuando era producido en serie. La transmisión manual y la tracción total también hacen parte del inventario de piezas originales que ofrece Porsche Classic. El número de chasis, estampado a mano, sigue la secuencia numérica del último 993 Turbo de producción en serie que salió de la línea de montaje en 1998. Los embellecedores exteriores e interiores fueron elegidos junto a los expertos de Porsche Exclusive Manufaktur, el taller artesanal que creó el 911 Turbo S Exclusive, una edición especial de sólo 500 unidades. Para complementar estos elementos decorativos, los diseñadores de Style Porsche trabajaron en los degradados de color y el posicionamiento de insignias, así como en otros detalles del interior.

click en la foto para ampliar
Se eligió un tono actual para su pintura.

El 993 sigue siendo un objeto de colección muy buscado hasta el día de hoy, y se le considera un vehículo particularmente sofisticado y confiable. Fue el primer 911 equipado con un chasis de aluminio rediseñado, el cual le dio una dinámica excepcional en su época. La versión 911 Turbo del 993 también fue la primera en contar con un motor sobrealimentado por dos turbos gemelos, lo que le convirtió en el auto de producción en serie con las emisiones más bajas del mundo en 1995. La sección delantera es más baja que la de los 911 anteriores, gracias al cambio de faros delanteros redondos por unos polielipsoidales. Las llantas de aluminio con rayos huecos, una novedad para los automóvil con ruedas de aluminio, fueron otra innovación de la versión con tracción integral del 911 Turbo. Solo fueron producidas 345 unidades del 911 Turbo S con su motor de mayores prestaciones con 450 CV.