Header image
   
  
 
 
 
 
 
 
 
Noticias

Los 20 años de smart
Casi mayor de edad

click en la foto para ampliar
La primera generación de smart salió al ruedo con este city coupé.

Hace 20 años se lanzó al mercado uno de los vehículos de serie más insólitos: el smart city coupé, hoy en día conocido como smart fortwo y cuya tercera generación -surgida de una asociación con la la Alianza Renault-Nissan- está presente en el mercado desde 2014. Con una longitud que apenas supera los dos metros y medio, este biplaza compacto se puede aparcar también en sentido transversal y ha establecido una clase propia. En cuanto a su historia con todas las letras, a fines de 1982, Nicolas Hayek, CEO de la firma SMH, de inmensa popularidad por swatch, comenzó con la idea de realizar un auto nuevo aplicando el mismo tipo de estrategia de fabricación y personalización aplicada en la marca de relojes. A su juicio, la industria automotriz había ignorado a un sector de potenciales compradores que querían un auto urbano pequeño y con estilo. La firma privada de Hayek, Hayek Engineering AG comenzó con el diseño de este nuevo auto, con capacidad para dos personas, y un grupo motopropulsor híbrido. Mientras se diseñaba al auto, Hayek buscó un socio automotriz para su “swatchmobile”, más que aventurarse en una competencia en solitario, aliviando también el costo de la conformación de una red de distribución y el desarrollo mismo del vehículo. Finalmente, en julio de 1991, llegó a un acuerdo con Volkswagen para el desarrollo conjunto del nuevo modelo. Cuando Ferdinand Piech asumió al frente de la marca de Wolfsburgo, impulsó la idea de un auto compacto propio con cuatro plazas y el objetivo de consumo de 3 litros cada 100 km, lo que motivó a Hayek a buscar otros socios para el proyecto. Tras negociaciones frustradas con BMW, Fiat, General Motors y Renault, Hayek llegó a un acuerdo formal con Daimler-Benz AG. El 4 de marzo de 1994, en Stuttgart, se anunció la creación de Micro Compact Car AG (MCC su sigla), firma de la cual 49% fue a manos de SMH y el 51% restante quedó para Daimler-Benz.

click en la foto para ampliar
En 2004 apareció la segunda generación, y el modelo pasó a llamarse fortwo.

Se articularon dos subsidiarias: MCC GmbH, con sede en Renningen, suburbio de Stuttgart, que diseñaría al auto, y la otra, sin nombre al principio, que establecería el lugar de producción. SMH Auto S.A., de Hayek, diseñaría un grupo motopropulsor híbrido para el auto, y Hayek Engineering tomaría para sí el control del diseño y la fabricación. Acompañaron al anuncio dos prototipos: el eco-sprinter y el eco-speedster, que diseñó el estudio de diseño californiano de Mercedes-Benz, con grandes semejanzas con lo que sería el smart city-coupé. El nombre no fue un tema menor de discusión. Mientras Hayek insistía en que la denominación fuera “swatchmobile” o “swatch car”, Daimler se rehusó y alentó un nombre neutral. Así surgió smart, sigla de swatch Mercedes Art. Hacia fines de 1994, entre 74 lugares potencialmente aptos, se decidió establecer la planta en Hambach, Francia. Para la fabricación, se establecieron acuerdos con los autopartistas, compartiendo el costo de desarrollo, el ensamblado e incluso utilizando módulos preensamblados, algo que hoy resulta común en la industria. Con el desarrollo del proceso, Daimler acrecentó su porcentaje en la propiedad de MCC al 81%, quedando para la firma de Hayek el 19% restante. Finalmente, el 27 de octubre de 1997 se realizó el corte de cintas en la planta, estableciéndose que en marzo de 1998 se presentaría al smart city coupé. Por algunos inconvenientes en los prototipos se demoró en lanzamiento hasta el mes de octubre, y fue allí cuando comenzó la historia. La versión definitiva del auto no dejó satisfecho a Hayek, incluso por la opción de un propulsor tradicional de combstión interna en lugar del híbrido que él pretendía, pero prontamente Daimler-Benz se quedó con el total de las acciones de MCC, que el 1 de enero de 1999 se convirtió en MCC Smart GmbH, y en 2000 finalmente se constituyó como smart GmbH.

click en la foto para ampliar
En 2014 se vio el fruto del trabajo conjunto con la Alianza Renault-Nissan, el nuevo fortwo.

Hasta la fecha se han vendido más de 2,2 millones de smart. Gracias a las innovaciones técnicas que incorpora y a un diseño que conjuga funcionalidad y alegría, el smart se ha convertido en un coche de culto. Y smart se mantiene fiel a su papel precursor: es la primera marca automovilística que persigue de manera consecuente el cambio del motor de combustión interna a la propulsión eléctrica. A pesar de que en un primer momento el smart fortwo se ofrecía solo en Alemania y en otros ocho países europeos, en la actualidad se comercializa en un total de 46 países de todo el mundo. En 2014 se lanzó al mercado la generación actual, la tercera. Se han mejorado casi todos los aspectos del smart fortwo, haciendo de él un coche mucho más confortable. El concepto de motor trasero típico de smart se ofrece por primera vez también en el modelo de cuatro plazas, el smart forfour. Comparten muchas de sus características de diseño, como los faros, la parrilla y la tradicional célula de seguridad tridion. Voladizos cortos, escasa longitud y amplio ángulo de giro del volante son las características óptimas que permiten a los modelos smart estacionar en cualquier hueco y girar en las esquinas más cerradas. smart apuesta por la electricidad: desde 2017 las tres versiones de carrocería están disponibles también con propulsión eléctrica y así, smart es el primer fabricante de automóviles del mundo que ofrece su gama completa de modelos con motor de combustión interna y con propulsión eléctrica por batería. smart presentó en la Salón de Francfort de 2017 el smart vision EQ fortwo, una visión eléctrica y autónoma para un tráfico de cercanías altamente eficiente y flexible. El prototipo presenta un concepto coherente para la movilidad urbana y el servicio de Car Sharing del futuro. El vehículo recoge a sus pasajeros directamente en el lugar elegido y prescinde del volante y los pedales. Es el primer prototipo que asume los cuatro pilares de la estrategia CASE del holding alemán: connected (conectado), autonomous (autónomo), shared (compartido) y electric (eléctrico).

Ir a la galería fotográfica I de smart>
Ir a la galería fotográfica II de smart>
Ir a la galería fotográfica III de smart>